Son nuestras reglas de juego y por eso hay que cumplirlas

 

Utilizando una metáfora parecida, empezaba Rodrigo Hernández, responsable de Save the Children en la Comunidad Valenciana. No se puede jugar al fútbol con las reglas del baloncesto. De la misma manera, nos hemos dado para vivir en sociedad unos derechos que se tienen que cumplir. No es una cuestión moral. Es una cuestión de legitimidad.

Rodrigo Hernández, de Save the Children, explicando a los alumnos de Ciencias Políticas.

 

Así se abría el ciclo de “Acción Humanitaria y Cooperación al Desarrollo: a view from the field”. Un seminario organizado por la Dra. Abril y la profesora Hernández para acercar a los estudiantes de Ciencias Políticas al mundo humanitario. Unas jornadas para ver cómo se aplican los conocimientos adquiridos en clase de mano de profesionales del tercer sector.

Desde Save the Children hacían hincapié en los derechos de los niños y en cómo en cada situación tenía que estudiarse desde la perspectiva del menor. Lo más efectivo para proteger los derechos de los menores es realizar una acción transversal: sensibilización, advocacy a las instituciones públicas y trabajo directo.

Tras la intervención de Rodrigo Hernández, Omar Ahmed, jefe de misión de Médicos sin Fronteras (MSF) en República Centroafricana pudo hablar con la clase de 4º por Skype. Los principios de la Acción Humanitaria: humanidad, independencia, neutralidad… fueron traducidos al lenguaje de campo. En un territorio donde el gobierno sólo controla el 25%, MSF tiene que tratar con las diferentes facciones de las fuerzas rebeldes. Para evitar ataques a sus hospitales y su personal y garantizar el cumplimiento de los principios de la AH no hablan de Derecho Internacional Humanitario (DIH): “Si atacas a mis pacientes, a mi hospital o a mi personal cierro el hospital”.  Y es que, ¿quién no tiene una mujer o una hermana que da a luz en el hospital? ¿o algún familiar o amigo que haya sido atendido por médicos de MSF? Adecuar los principios y el código de conducta a cada contexto es imprescindible no sólo para garantizar el cumplimiento del DIH sino también para sobrevivir, y poder trabajar en terreno.

Omar Ahmed, de Médicos Sin Fronteras, explica su labor en la república centroafricana.

Para cerrar el ciclo, la madre de todas las ONGs, Cruz Roja, de la mano de Carlos Ortega, recién llegado de una misión en Mozambique, puso la guinda del pastel con los principios y su aplicación práctica en un contexto de emergencias. El principio de neutralidad es fundamental en la labor de la organización. Es por esto también, por lo que Cruz Roja tiene acceso a lugares donde otras ONGs no tienen. Es algo que tiene pros y contras. Pero que para Ortega ganaban los pros porque así es la única manera de garantizar que esos derechos, que esas reglas del juego, se cumplan para todos.

Carlos Ortega, de Cruz Roja

Entrada redactada por la profesora Nuria Hernández. El ciclo tuvo lugar los días 15 y 16 de mayo en la Facultad de Derecho, Empresa y Ciencias Políticas.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Resolver: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.