Mireia Roig: “No sabéis la de cosas bonitas que os esperan”

Mireia Roig, alumni de Periodismo de la Universidad CEU Cardenal Herrera relata en esta entrada el “viaje” que le ha hecho disfrutar cada día más de su profesión. Un plaer, llegir-te i escoltar-te, sempre, Mireia.

¡Hola, compañer@s!

Para hablar de mis mejores años –profesional y personalmente- tengo que remontarme al 2010, cuando, por primera vez, entré en la Universidad CEU Cardenal Herrera para cursar el Grado en Periodismo. Fueron cuatro años intensos. Cuatro años de aprendizaje, esfuerzo y dedicación. Pero la verdadera carrera empezaba en 2014, cuando me tuve que enfrentar al “mundo real”.

Durante mis años como estudiante de periodismo pude realizar diferentes prácticas en algunos medios de comunicación. La intención no era otra que exprimir al máximo las posibilidades que me brindaba la universidad para establecer contacto con la vida profesional. Lo que nadie me dijo es que mi última época de prácticas como estudiante me llevaría a Madrid, una ciudad llena de oportunidades para empezar un nuevo camino. En este caso, como periodista.

Verano de 2014: me matriculo en el Máster de Radio Onda Cero, me mudo a la capital de España y empiezo mi nueva aventura. Una aventura que se convertiría en los mejores años de mi vida.

"<yoastmark

Vivir en Madrid, para mí, ha sido una de las experiencias más enriquecedoras que he tenido. Pude hacer prácticas en Onda Cero a nivel nacional. Recuerdo mi primer día. Al entrar en el edificio de Atresmedia, vi cómo se abría un mundo nuevo para una chica de 20 años que dejó su pueblo de 3.000 habitantes, para buscar un hueco en el mundo del periodismo.

Vi cómo se abría un mundo nuevo para una chica de 20 años que dejó su pueblo de 3.000 habitantes, para buscar un hueco en el mundo del periodismo.

Directos, directos y más directos. Así es cómo aprendí. Lo mejor que puedes hacer para superar un miedo, es enfrentarte a él. Y cuando digo miedo me refiero a los nervios que se pasan en las primeras veces delante de un micrófono.

Recuerdo, especialmente, las Elecciones Autonómicas y Municipales de 2015. Tuve la oportunidad de cubrir mi primera jornada electoral. Constantes conexiones en directo, escaso tiempo para preparar las crónicas, actualización de datos continuados, etc.

Cuando terminas días como ese, te das cuenta de lo feliz que eres haciendo lo que más te gusta. O al menos es lo que me pasó a mí.

Tras dos años viviendo en Madrid, y terminado mi tiempo de prácticas en Onda Cero, decidí marcharme a Reino Unido, a Cardiff (Gales) en concreto, para estudiar inglés.

"<yoastmark

Aprovechar cada momento es una de mis obsesiones –o así lo definiría yo-. No me gusta sentir que pierdo el tiempo, o lo que es lo mismo, las oportunidades para invertirlo en algo que pueda ser positivo para mí.

Así que arriesgué yéndome a Cardiff y allí me esperaba algo que nunca imaginé (trabajando al mismo tiempo de camarera -y durante un año- en un restaurante, eso sí): en junio de 2017 se celebraba en la capital galesa la Final de la Champions League. Real Madrid – Juventus. Esa era mi oportunidad. Y como os he dicho, no me gusta desperdiciarlas. Así que me puse manos a la obra: me puse en contacto con mis antiguos compañeros de la sección Local de Onda Cero para contarles que en Cardiff había ya madrileños y madridistas ocupando las calles de la ciudad, eufóricos e ilusionados por ver a su equipo triunfar.

No sabéis la de cosas bonitas que os esperan en ese camino que os llevará hasta donde queráis llegar.

Les ofrecí cubrir desde allí esa parte que podría interesar informativamente: cuántos aficionados españoles han viajado hasta Reino Unido por la final, cómo lo están viviendo, qué esperan de ese partido. Me convertí en una especie de corresponsal que contaba todo lo que tenía que ver con este gran evento. Estuve todo el fin de semana trabajando para ellos, otra vez, en las ondas.

"<yoastmark

Gracias a esa toma de contacto que volví a tener con mis antiguos compañeros, me surgió otra oportunidad. Era verano del mismo año y Juan Carlos Vélez, corresponsal de Onda Cero en Reino Unido –al que considero el mejor periodista de la actualidad- tenía que marcharse a España por vacaciones, y me ofreció cubrir esas semanas su puesto.

¿Yo? ¿Una chica de 23 años siendo corresponsal por unas semanas? No podía creer lo que estaba pasando. Pero sí, era realidad. Pude conectar desde Reino Unido, como corresponsal –perdón por repetir tanto esta palabra, pero es que me encanta-, para hablar del Brexit, del 20 aniversario del fallecimiento de Lady Di, de un ataque terrorista, etc.

Disfruté como una niña pequeña. Ahí me di cuenta de que tenía que volver a España pronto y buscar mi hueco entre tantos profesionales para dedicarme a lo que más me gustaba: comunicar.

En abril de 2018, después de conseguir el certificado en inglés, volví a mi casa. Lo que no he contado todavía es que el mismo fin de semana de la Final de la Champions League, conocí a muchísimas personas de diferentes medios de comunicación de todo el mundo. Entre ellas, Mario Kempes, Fernando Palomo, Gisela Leyva, Chipi Vera, etc.

Mireria Roig cubrió la Champions en Kiev para SNT.
Mireria Roig cubrió la Champions en Kiev para SNT.

Gracias a eso me salió otra oportunidad: me ofrecían, un año después (en mayo de 2018), ir a la Final de la Champions League en Kiev con SNT, un canal de televisión de Paraguay, con un equipo de profesionales a los que conocí en Cardiff.

En este caso, viajé sola desde Valencia (de donde soy) hasta Kiev para trabajar durante ocho días en uno de los eventos deportivos más importantes que existe. Reportajes, entrevistas, conexiones en directo, retransmisión del partido a pie de campo… Creo que, hasta el momento, ha sido la mejor semana de mi vida. Además, fuimos el canal más visto desde Paraguay, hecho que me emocionó mucho.

El canal en el que trabajó Mireia, SNT, fue el canal más visto desde Paraguay.
El canal en el que trabajó Mireia, SNT, fue el canal más visto desde Paraguay.

¡Ah! Y también trabajé para Onda Cero haciendo un poco lo mismo que hice en Cardiff.

Tras una semana de trabajo intenso y felicidad inmensa, volví a España para enfrentarme -otra vez- a la realidad: seguir buscando oportunidades en el mundo del periodismo.

Afortunadamente, después de haber disfrutado de un verano de vacaciones permanentes, me ofrecieron la oportunidad de sumarme al equipo de Onda Cero en Castellón para Informativos. Evidentemente acepté. Y desde julio de este año, ahí sigo. Y espero hacerlo por muchos años más. Es una emisora pequeña en la que se hace un trabajo enorme. Que no os engañen, no siempre es mejor lo más grande, abundante, etc.

"<yoastmark

Estar en un medio local te da la opción de aprender a hacer “de todo”. Me explico. Aprendes a hacer un matinal, aprendes a hacer de técnico, aprendes a hacer cuñas publicitarias… ¡aprendes tantas cosas! Valorarlo, por favor. No todo el mundo puede hacer eso, y es una lástima no apreciar lo que tenemos.

Como veis, mi andadura en este mundo del periodismo ha sido un poco “movidita”. Como dirían en mi pueblo “acabo de nacer”, profesionalmente hablando. Pero sí os voy a decir una cosa: si queréis poneros metas, adelante. Pero, por favor, disfrutad del camino. No sabéis la de cosas bonitas que os esperan en ese camino que os llevará hasta donde queráis llegar. Aprovechad cada oportunidad que os brinden. Y por supuesto, sed vosotros mismos.

¡Suerte y a por todas!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Resolver: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.