MUJERES SUPERVIVIENTES DE VIOLENCIA DE GÉNERO QUE SUFREN DISCAPACIDAD

Entre los actos celebrados en la UCH CEU en torno al Día Internacional de la Mujer (8 de marzo), los alumnos de Magisterio fueron convocados –con especial interés dado su status de futuros profesionales de la educación– a una mesa redonda integrada por mujeres miembros del CERMI-CV (Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad, de la Comunidad Valenciana), entre las que se encontraban la coordinadora, dos mujeres víctimas de violencia de género, que dieron su testimonio, y una chica que está realizando su tesis doctoral sobre el tema abordado: VIOLENCIA DE GÉNERO Y DISCAPACIDAD; y moderaba la responsable de la Unidad de Atención a la Discapacidad de la Universidad. El propósito de este encuentro era el de visibilizar esta doble vulnerabilidad a sufrir violencia, por ser mujeres y por tener alguna discapacidad.

12 de marzo de 2019, Universidad CEU Cardenal Herrera (Alfara del Patriarca, Valencia)

Conocimos que el porcentaje de mujeres con discapacidad que sufren violencia de género es significativamente mayor que en el caso de las mujeres sin discapacidad. Y supimos que aún más frecuente en mujeres con discapacidad es la violencia psicológica, relacionada con el desprecio. Recordemos que son mujeres dependientes, con más o menos limitaciones en la autonomía y, a veces también –en consecuencia–, con precariedad económica.

Además de estimular la toma de conciencia de los futuros maestros sobre esta realidad, la mesa volvió a poner de manifiesto la importancia de la educación desde las primeras etapas, una educación para la igualdad, inclusiva, basada en el respeto, la empatía y el trato digno a todas las personas. Se trata de «hacer conciencia» desde la escuela hacia la sociedad.

Desde el CERMI se lucha por la inclusión de las personas con discapacidad no solo en el ámbito de la educación, sino también de la sanidad (¿qué ocurre si una mujer sorda va a urgencias tras haber recibido una paliza?, ¿se puede comunicar?) y judicial (¿y si esa mujer fuera a un juzgado de guardia a poner una denuncia?; es más, si fuera una mujer con discapacidad intelectual, ¿la creerían?).  Para incluir en igualdad de condiciones a las personas con discapacidad, entre las que estarán por desgracia mujeres víctimas de violencia, hay que velar por la accesibilidad (motora, comunicativa e intelectual) en estos entornos, así como específicamente en las campañas de prevención de la violencia de género.

Rocío L.

Lectura recomendada:

https://alcer.org/2018/11/26/violencia-de-genero-y-discapacidad/

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Resolver: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.