MEDIO AMBIENTE, TRAGEDIA Y POKEMON

Los alumnos Pedro Aparici, Manuel Castro, Pablo González y Manuel Sobreviela han escrito este artículo:

¿Quién no ha pensado en hacerse millonario alguna vez invirtiendo en Bolsa? Sinceramente, todos hemos pecado de ello. Pero la mayoría que prueba ‘suerte’ solo tiene en cuenta los datos numéricos que podemos obtener de cada empresa que cotiza en bolsa y se olvida de otras circunstancias que repercuten en el valor de las mismas. Aquí os traemos unos claros ejemplos:

De muchos es conocido el polémico caso Volkswagen, ya sabéis, una de las más grandes empresas de automóviles, la cual sufrió una bajada de un 20% en el precio de sus acciones a finales de 2015 debido a una denuncia del gobierno de Estados Unidos por utilizar un dispositivo que camuflaba las emisiones de CO2 emitidas por  sus vehículos infringiendo la ley medioambiental y llegando, en consecuencia, a sobrepasar en un 40% los estándares permitidos. Escándalo a gran escala donde los haya que provocó que muchos de sus consumidores sufrieran las molestias de tener que comprobar si su vehículo era uno de los afectados, con las consecuencias que aquello acarreaba y perdiendo ya no solo valor en el precio de sus acciones, sino la confianza de sus consumidores.

wolkswagen

Otro hecho que hay que tener en cuenta es el de las compañías aéreas Lufthansa y Airbus que debido al trágico accidente producido en los Alpes franceses en marzo de 2015, cuando un avión de su compañía viajaba de Barcelona a Dusseldorf, hizo que las compañías perdiesen en torno a un 5% de su valor tanto en la bolsa germana como en la francesa.

Pero no pretendemos ni mucho menos desalentar a futuros inversores bursátiles con estos desafortunados sucesos. Sin ir más lejos, este mismo verano hemos sido testigos de un gran fenómeno a nivel mundial con la mítica compañía de videojuegos Nintendo y la salida de su App Pokemon Go.

Esta aplicación supuso un ‘’boom’’ tanto para los fieles seguidores de este juego como para los que no eran tan aficionados y, a su vez, se convirtió en una de las mayores subidas en Bolsa experimentadas en un breve periodo de tiempo. Aunque para Nintendo no fue tan fructífero como esperaba, precisamente, puesto que salió a la luz que esta compañía no fue la desarrolladora del juego, sino que sólo tenía un porcentaje muy pequeño, un 10%, y las que realmente se repartieron el pastel fueron Apple, la desarrolladora Niantic y The Pokemon Company, repartiéndose cada una de ellas un 30% de los ingresos de este juego.

pokemon

Por tanto, nuestra más humilde recomendación es que si os queréis embarcar en este mundo de brokers, miréis más allá de los simples datos y números e investiguéis más a fondo intentando informaros de las acciones diarias que realizan las empresas en las que estáis interesados y de todas las noticias que estén relacionadas con ellas, ya que todo repercute en su valor.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Resolver * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.