Crónica de un viaje (tóxico) y unas clases en Madrid

Todo empezó cerca de la Universidad CEU Cardenal Herrera desde donde salimos en autobús para ir a Madrid. A mitad de camino nos pusieron una película-seminario acerca de la vida de Goya (Goya en Burdeos).

La película cuenta la vida de Francisco de Goya en su etapa final en Burdeos con su compañera sentimental Leocadia Zorrilla, recordando su juventud y contando los eventos más importantes de su pasado a su hija Rosarito. Se acuerda sobre todo de su verdadero y único amor, la duquesa de Alba, y narraba el porqué de cada uno de sus cuadros.IMG_20160428_153229

Llegamos sobre la una y media al hotel, donde pudimos dejar nuestras maletas en las habitaciones e irnos a comer. Tras la comida acudimos al Museo del Prado donde el Doctor Rodilla nos guió a través de las obras de Francisco de Goya. Comenzamos con un retrato de Goya pintado por Vicente López, para continuar con los cartones que le encargaba la casa real para revestir los dormitorios y salones.

Estudiantes 4º de de Farmacia y profesores en Madrid
Estudiantes 4º de de Farmacia y profesores en Madrid

Poco a poco, y según se fue haciendo famoso, empezó a dividir los cuadros que le encargaban de los cuadros que pintaba para sí. Entre sus obras más famosas además de las majas (desnuda y vestida), están los “Fusilamientos del 3 de Mayo” en la montaña de príncipe Pio. Se dice que Goya sufrió una intoxicación por el plomo presente en el pigmento blanco (fabricado con carbonato de plomo) que utilizaba, que causo el denominado “Saturnismo”. Esta enfermedad hizo que probablemente pintara cuadros siniestros y violentos hasta en las paredes de su propia casa como por ejemplo ”Saturno devorando a un hijo” o “Duelo a garrotazos“. Son obras que pertenecen a las famosas “pinturas negras” entre las que también se encuentra “Perro semihundido ”. A esta intoxicación por plomo se podrían atribuir toda una serie de signos y síntomas como el malestar, dolor de cabeza, trastornos oculares y la sordera que sufrió. Mientras la mayoría de los síntomas desaparecieron tras un tiempo, su sordera se quedó con él para siempre.

Al acabar la visita al Prado, algunos se quedaron a visitar el resto del museo.

Botánico 1
Alumnos de Farmacia en las instalaciones del Real Jardín Botánico

Al día siguiente, después de desayunar, nos fuimos al Jardín Botánico de Madrid donde vimos una serie de plantas toxicas y medicinales (árboles, arbustos…).

Al día siguiente, después de desayunar, nos fuimos al Jardín Botánico de Madrid donde vimos una serie de plantas toxicas y medicinales (árboles, arbustos…), aspectos muy importantes para el graduado en Farmacia.

 

Este artículo ha sido redactado por los alumnos de Farmacia Salma El-Omari y Adrian Alambiaga

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Resolver: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.