Celia apuesta doble. Doble Grado en Periodismo y Publicidad.

Pese a que hemos sido puntuales, Celia ya nos está esperando en el punto de encuentro cuando llegamos para la entrevista. Y es que como ella misma nos cuenta unos minutos más tarde, estudiando un Doble Grado, te vuelves un experto organizador de tu tiempo porque no puedes permitirte desaprovecharlo. Durante la charla, conocemos a una estudiante de Periodismo y Publicidad soñadora pero con los pies en el suelo, trabajadora y sobre todo, entusiasta. Celia tiene 18 años y la actitud de alguien dispuesto a comerse el mundo.

¿Qué te llevo a estudiar el Doble Grado en Periodismo y Publicidad?

He querido estudiar Periodismo desde que visité la radio de Aldaia cuando era pequeña. Yo era fallera mayor infantil y me llevaron allí para hacerme una entrevista. La periodista que me entrevistó me hizo sentir muy cómoda y el mundo de la radio me fascinó, así que desde entonces, pensé que Periodismo era mi vocación.

Más tarde, ya en la ESO, conocí a un antiguo alumno del CEU, que también estudió un Doble Grado, en su caso, el de Periodismo y Comunicación Audiovisual. Él me contó que tener dos carreras le había facilitado las cosas, que su experiencia en el CEU fue muy buena y que si tenía la oportunidad de estudiar allí, no la desaprovechara.

Cuando te advirtieron de que el Doble Grado implicaba también, doble esfuerzo, ¿no te surgieron miedos?

En absoluto, a mí cuando algo me algo me supone un reto, me crezco. Claro que me dijeron que tenía que estar dispuesta a dedicarle el doble de tiempo a los estudios, pero también es cierto que la universidad hace lo posible por ayudarnos: nos programan los horarios para que podamos asistir a todas las clases, nos ofrecen herramientas para poder compaginar los Grados, tenemos preferencia para elegir algunos días de prácticas, los profesores siempre se muestran disponibles, se interesan por saber cómo lo estamos llevando… Todo eso nos facilita el día a día.

Cuando algo me supone un reto, me crezco. me dijeron que tenía que estar dispuesta a dedicarle el doble de tiempo a los estudios, pero también es cierto que la universidad hace lo posible por ayudarnos

¿Cómo compaginas ser estudiante de Doble Grado con tu vida personal: tu familia, tus amistades, tus aficiones…? ¿Consigues sacar tiempo para todo?

Yo no era una persona especialmente organizada, pero estudiando el Doble Grado, acabas siéndolo. Porque aunque me importan mis estudios, también me gusta hacer deporte a diario, soy fallera, monitora de los Juniors… Con un poco de previsión, te da tiempo a todo. Yo aprovecho las tardes que salgo un poco antes de clase para ir al gimnasio, ver a los amigos, estudiar… A final, si te organizas, todo es posible.

Estudiando el Doble Grado, es inevitable que pases muchas horas en la Universidad. ¿Qué supone eso para ti?

¡A mí me encanta! Al estudiar Periodismo y Publicidad, conozco a mucha gente. Incluso de cursos superiores, porque coincido con ellos en alguna asignatura. Y esto está genial, porque me ayudan mucho. Con los profesores también hay una relación especial, porque a los que estudiamos Doble Grado nos ven todo el día por aquí. Es fácil encariñarse con la gente y al final, el CEU es como una familia gigante.

el CEU es como una familia gigante

Resume lo mejor y lo peor de ser estudiante de Doble Grado

Yo creo que lo mejor es que cuando termine mis estudios y me enfrente al mercado laboral, quizá mi Doble Grado me diferencie del resto de candidatos y tenga más oportunidades. Pero también es importante el hecho de que habré demostrado madurez, responsabilidad y capacidad de organización para sacar dos carreras.

La parte mala es el esfuerzo extra que supone y la exigencia de ser capaz de organizarte para llegar a todo. También lo de traerse la comida todos los días es un poco rollo. Por cierto, ¡aprovecho para decir que hacen falta más microondas en la cafetería!

cuando termine mis estudios y me enfrente al mercado laboral, quizá mi Doble Grado me diferencie del resto de candidatos y tenga más oportunidades

¿Qué consejo le darías a alguien que está pensando en elegir un Doble Grado?

Yo le diría que sí, que adelante, que no lo dude. Que tiene que saber lo que le gusta y sentir vocación por el Doble Grado que elija. Y también ser capaz de comprometerse para no agobiarse y rendirse en el camino. Pero que se lance y pruebe.

Tener apoyo en casa también es importante. En mi caso, lo tengo. Lo he tenido siempre. Mi padre me animó desde el principio a estudiar dos carreras para después tener más oportunidades en el mundo laboral.

Celia, tú además de ser de Doble Grado, tienes la Beca CEU Merit Program.

A mí me dijeron que el CEU era la mejor opción para los estudios de Comunicación. Y cuando además, supe que existía esta beca que te puede llegar a cubrir el 100% del coste de la universidad, me lancé a por ella. Y lo logré. Así que para mi, ser becaria CEU Merit es como un regalo.

Para terminar, vamos a jugar a adivinar el futuro ¿Dónde estará Celia dentro de unos años?

De momento no lo tengo muy claro y además, no me quiero cerrar ninguna puerta. Estamos aprendiendo un montón de cosas y no sabemos dónde vamos a acabar. Pero me gustaría trabajar como Community Manager en alguna marca de moda con la que yo me sienta identificada y que me gusten sus valores. Como disfruto escribiendo, también me encantaría acabar en una revista o en un periódico. De hecho, ya colaboro con El Rotativo, el periódico de la universidad.

Celia en El Rotativo, el periódico de la Universidad CEU UCH

No sabemos si será en una marca de moda o en una revista digital, pero lo que tenemos claro es que allá donde Celia termine desarrollando su carrera profesional, lo hará con la energía y el entusiasmo que nos ha transmitido en nuestra charla con ella.

¡Muchas gracias por tu tiempo, Celia! Te deseamos la mejor de las suertes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Resolver: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.