Mitos y leyendas: sobre perros, gatos y viceversa

Por qué mi perro se come sus heces? ¿Tienen dientes de leche? ¿Puede comer lo mismo que nosotros? …

Este primer escrito se hace para afirmar o desmentir algunos mitos y preguntas frecuentes sobre los animales domésticos, así que si sabes alguno y quieres resolverlo, no dudes en mandárnoslo!!!

  • ¿Por qué mi perro se come sus propias heces?.

El hecho de comer excrementos se conoce como coprofagia y hay 3 tipos:

  • Autocoprofagia: cuando se comen sus propias heces.
  • Coprofagia intraespecífica: cuando se comen las de su misma especie.
  • Coprofagia interespecífica: cuando se comen las de otra especie.

Aunque la causa exacta no se  conoce, la coprofagia puede ser normal en los perros. Es bastante frecuente en los cachorros y muchas veces a medida que van haciéndose adultos, esta “costumbre” desaparece. Durante el período de lactación, es normal ver a las madres estimular el reflejo de defecación en los cachorros ya que éstos no disponen de él hasta aproximadamente las 3 semanas. Además, ayuda a mantener el nido limpio y evitan atraer depredadores.

No obstante, si esto persiste, debemos descartar el desequilibrio en la dieta o algunas patologías digestivas como la no absorción de algunos nutrientes que puedan provocar la necesidad de “reciclar” sus heces o las del compañero.

  • ¿Tienen dientes de leche?.

image1Sí. Los perros y gatos son mamíferos carnívoros y se categorizan como difiodontes, es decir, los dientes erupcionan en dos grupos y sucesivamente. Los dientes de leche son más pequeños que los permanentes y normalmente se caen antes de que aparezcan los definitivos. En ocasiones, la raíz de algún diente de leche no se reabsorbe, quedando retenido y pegado al diente que lo iba a sustituir. Esto favorece la formación de sarro en esa zona por lo que en muchas ocasiones, se aconseja quitarlo en una pequeña intervención para prevenir la enfermedad periodontal y evitar una mala oclusión.

Los cachorros nacen sin dientes y éstos comienzan a aparecer sobre las 3 semanas de vida. El cambio a dentadura permanente se produce a partir de los 4 meses de edad y suele durar varios meses en función de la raza, sexo, estado de salud y nutrición.

  • ¿Pueden comer lo mismo que nosotros?.52e2318066bec439433d1f99d57df818

Muchas veces sentimos la tentación de alimentar a nuestras mascotas con las sobras del día, ponen cara de pena y nos pueden. En general, no es recomendable porque nuestros alimentos pueden producirles vómitos, diarrea y malestar general. Además, hay alimentos tóxicos para ellos como son el chocolate, el aguacate, las uvas y las pasas entre otros!

  • ¿Pero…carne y huesos tampoco?.FullSizeRender

Terminantemente prohibido dar huesos!!! Aunque se haya hecho “siempre” y nunca haya pasado nada, los huesos pueden provocar complicaciones muy graves y pueden convertirse en una urgencia digestiva que puede poner en riesgo la vida de nuestro animal. Los huesos pueden perforar el estómago e intestinos de nuestro amigo causándoles peritonitis en el peor de los casos. Así que no le pongas en riesgo!!

Se puede dar carne deshuesada de vez en cuando pero siempre SIN huesos.

Pronto resolveremos otras dudas como: ¿es bueno darles leche?, ¿mi perro tiene garrapatas, estará enfermo?, entre otras!

Os recordamos que si tenéis alguna duda sobre vuestras mascotas o queréis desmentir un mito, no dudéis en enviárnoslo!!!.

No hay pregunta tonta, si no tonta que no pregunta”.

Blanca Serra Gómez de la Serna

VIR 1er año HCV

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Resolver: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.