40 Años, 40 historias: Vicente J. Baixauli, vicepresidente de SEFAC, antiguo alumno de Farmacia CEU 1987-1990

DSC_0093

“Nuestro trabajo no puede ir ligado a lo que vale un medicamento”

Vicente J. Baixauli es farmacéutico y vicepresidente de la Sociedad Española de Farmacia Comunitaria (SEFAC). Una labor que le permite “ser partícipe de los cambios que afectan a mi profesión”. De su mano, hacemos un recorrido por los cambios que vive hoy la farmacia comunitaria.

¿Qué está pasando en el mundo de la Farmacia?

Es un cambio de ciclo. Ha cambiado el entorno y el entorno condiciona la farmacia. Pero hay quien no lo quiere ver y hace oídos sordos a ese cambio que se demanda desde fuera. Es una pena que el colectivo no parezca asumir el cambio en la Farmacia.

– ¿En qué se concreta este cambio de ciclo?

Ha cambiado todo lo que rodea el mundo profesional. La Farmacia tiene que ofrecer respuesta a las nuevas necesidades de la población, como es la automedicación responsable, como es la mortalidad asociada al uso incorrecto de los medicamentos, … La Farmacia estaba, o está, muy centrada en la dispensación y eso tiene que cambiar, hay que abrirla a otros servicios relacionados con el medicamento.

– Desde SEFAC están impulsando iniciativas centradas en la promoción de la Atención Farmacéutica y en el cambio de retribución para la Farmacia, ¿cómo se concretan estas iniciativas?

Están ligadas. La atención farmacéutica se asienta en la idea de orientar la atención en el paciente y no en el medicamento, como hasta ahora. Pero, si tú vas a enfocar tu labor hacia el paciente te tienes que desligar del medicamento. En la práctica desligarse implica un cambio del sistema retributivo. Tienen que pagar por el servicio y no por el producto, que es como está dispuesto actualmente.

– Pero atención farmacéutica ha habido siempre, el farmacéutico siempre ha asesorado a sus pacientes sobre los medicamentos, ¿cuál es la diferencia que proponen desde SEFAC?

Si, la ha habido pero no tan clara como hasta ahora. Antes todos iban al médico, era como el padre, no había la formación que hay hoy día para la automedicación responsable. Con el crecimiento de la industria farmacéutica y la banalización del medicamento, hay más accesibilidad, pero el efecto colateral de esto es que las personas usan  mal el medicamento. Si se usan mal, hay una serie de problemas de salud asociados, con coste médico.

– ¿Cómo se podría articular el cambio retributivo que proponen para la farmacia?

Hicimos una propuesta porque creemos que al farmacéutico no se le puede seguir pagando en función del medicamento que dispense. No es bueno, muchos países han evolucionado ya a una retribución mixta o por servicio. Retribuir por medicamento es perverso. Yo creo que mi trabajo es asesorar sobre la medicación.

– ¿Cuál ha sido la respuesta del colectivo a esta iniciativa?

No lo tienen claro. Saben que el sistema actual no puede ser el del futuro. En SEFAC entendemos que nuestro trabajo no puede ir ligado a lo que vale un medicamento. La administración la veo parada porque no ven un colectivo homogéneo en cuanto a lo que están pidiendo. Pero, no es lo único que hay que cambiar. La carrera profesional también hay que cambiarla. El modelo de acceso a la oficina de Farmacia tiene que ser distinto, no puede ser como el que hay ahora. La sociedad demanda un sistema más justo, más profesional. El modelo de desarrollo profesional no existe, no puede ser que una persona que trabaje en su oficina de Farmacia esté toda su vida igual.

– ¿Cómo debería ser este modelo de desarrollo profesional?

SEFAC ha propuesto uno, que permitiría a los profesionales tener una serie de objetivos que podrían ir alcanzado a lo largo de su vida profesional. No es lo único, la formación de los profesionales también se debe modificar.

– ¿En qué sentido?

Hay universidades que todavía no tienen Atención Farmacéutica en su plan de estudios. Las Facultades tienen que asumir ese giro que creemos necesario.

– ¿Qué valoración hace del copago de fármacos? ¿Ha incidido positivamente en la situación de la Farmacia?

Nunca el dinero debería ser el problema para que una persona pueda acceder al medicamento. Nosotros siempre hemos defendido que si se tiene que hacer un copago, hay que hacerlo en base a dos factores muy claros: que por el hecho de pagar no empeoren los tratamientos, y segundo que no sea igual para la persona que tiene una enfermedad que el que tiene dos. Se debería haber atendido a criterios sanitarios y no puramente de renta. Si una persona no se toma la medicación y termina en urgencias, el coste es más alto.

– Usted es farmacéutico ¿Qué le aporta su labor como vicepresidente en SEFAC?

Ser partícipe de los cambios que afectan a mi profesión. Como ciudadano, me molesta que se adopten decisiones que me afectan y que yo no pueda opinar sobre ellas. Una sociedad científica permite canalizar los pensamientos que tenemos sobre temas profesionales.

DSC_0087

Una asignatura complicada y una situación embarazosa

– Alumno del CEU San Pablo, entre el 87 y el 90, el primer ciclo de Farmacia, ¿por qué eligió esta titulación?

Creo que Farmacia es la más bonita de las carreras de ciencias. Me gusta Biología y Medicina, y con Farmacia tocas todo. Es la más completa.

– ¿Qué recuerda de su paso por las aulas del CEU?

Muchas prácticas. En Farmacia todas las asignaturas eran prácticas, y lo recuerdo perfectamente.

(Lucrecia Moreno: En el CEU nos hemos tomado la normativa como un dogma, siempre se ha hecho, y nuestros alumnos hacen muchas prácticas.)

– Una asignatura complicada?

La asignatura más dura fue físico-química, la única que no aprobé en junio en toda la carrera.

– Y la favorita?

Farma me encanta, fisio, en las dos obtuve matrícula.

– ¿Mantiene relación con los compañeros?

Actualmente, tengo varios grupos de amigos de Farmacia, uno de ellos es del CEU. Empezamos aquí juntos y conservamos la amistad que iniciamos en esta Universidad.

– ¿Compartimos alguna anécdota?

Recuerdo unas prácticas de fisiología que teníamos que hacer un análisis de embarazo. La profesora nos pidió una muestra para hacer la analítica, y claro pensamos que ninguna chica se iba a prestar, ahora puede pero en aquellos años… En mi grupo, un compañero decidió llenar el vaso de cerveza. La analítica salió positiva. Mi compañero les dijo que iba a comprobar si el análisis estaba bien y, ante la sorpresa de la clase, dio un sorbo. Ese día nos reímos mucho.

– Farmacia celebra su 40 aniversario en el CEU, ¿un deseo para la titulación?

El CEU es como mi casa. Son un grupo de profesores que tienen interés en estar con nosotros, muy cercanos al mundo de la Farmacia. Estoy muy a gusto. La primera aula de práctica farmacéutica de España se ha hecho en esta Universidad. Hay interés por estar cerca de la profesión, por hacer cosas, líneas de investigación en farmacia comunitaria, otros con más años no las han sacado aún…Les va a ir muy bien, seguro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Resolver: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.