Cómo enfrentarse a las Urgencias

El profesor Fernando Pena junto a los alumnos de la 9ª edición del Máster de Enfermería

Sesión del Máster de Especialización en Cuidados de Enfermería módulo Urgencias, Emergencias y Catástrofes, impartida por el profesor Fernando Pena Vivero, Psicólogo en Valencia y Máster en Psicología Clínica.

El profesor Fernando Pena Vivero

El desarrollo de la autoconfianza, los patrones de pensamiento y las buenas prácticas para el “día a día” fueron los pilares maestros del taller impartido por el profesor Fernando Pena —utilizando un método didáctico Socrático e Interactivo—: una vez el profesor Fernando Pena “lanzaba” una cuestión, los alumnos daban su opinión, creándose un pequeño debate en el que no sólo el profesor procuraba la solución a la cuestión planteada sino que el propio alumno indagaba en su psique y, a veces producto de su experiencia previa y otras generando nuevo conocimiento, interactuaba con el profesor y con el resto de compañeros.

Los patrones de pensamiento siguen una lógica, son inconscientes, sistemáticos: son “cauces” creados en nuestro cerebro (por repetición) que se ponen en marcha, no por un pensamiento en sí, sino de forma “natural”. Al menos se pueden definir tres patrones de pensamiento que pueden modificar nuestra vida:

Primer patrón: la necesidad de aprobación. La tendencia de hacer las cosas por la necesidad de aprobación de los otros —no llevando la contraria—. Según el profesor Fernando Pena, independientemente de cómo realices las cosas, siempre habrá un 50% de personas que estará a favor y otro 50%que estará en contra —elijas A o elijas B—. En las Urgencias, las victimas necesitan que las/los enfermeras/os tengan SEGURIDAD en sí mismas/os, y actúen por su propia voluntad, procurando la mejor atención y no modificando la misma por lo que dirán los demás. Las opiniones de los demás no deben influir. Este patrón surge de la educación —inicialmente procurada por los padres—. Cuando somos niños actuamos según esa educación que nos han procurado padres y profesores, pero ya adultos debemos de tomar decisiones ya que muchas de esas actuaciones pueden no ser del todo lo correctas o no partir de nuestra decisión propia.

“No necesito tu aprobación”

La aprobación está bien, pero es posible que no la necesite.

Segundo patrón: la culpa. La culpa se utiliza en ocasiones para manipular a los demás, por lo que se podría considerar un método de manipulación. Si te sientes culpable, por lo que el otro ha hecho o dicho de ti le das el control. Entonces, en lugar de sentirme culpable ¿Qué hacer?  pues comportarse como yo quiero.

”Entiendo que no te gusta mi manera de actuar pero es esta y es la que yo elijo”

Tercer patrón: las etiquetas. Las etiquetas son palabras que utilizamos para definirnos. Las etiquetas te definen. Sin embargo son adquiridas no innatas —no van en los cromosomas—. A veces, vivir con una etiqueta que te han impuesto otros, es no querer sobreponerte a esa imposición. Hay que cambiar el pensamiento: este cambia aspectos de la persona a nivel físico y mental.

“Si algo te puede, toma decisiones ahora, ya”

El taller en el que el alumno debía seguir un camino preestablecido por el mismo, y guiado por otras personas cuando el alumno tenía los ojos tapados fue espectacular.

Caminos a seguir y metas a lograr

Opiniones:

  1. Si llegas a un objetivo que no es el tuyo (pues tenías otro preestablecido), tienes una sensación de fastidio, sobre todo cuando es procurado por otras personas que te han guiado mal.
  2. Llegas a un objetivo que es el tuyo, ayudado por los demás. El pensamiento es neutro.
  3. Sigues el mapa mental de tu objetivo sin hacer caso al resto de la gente que intenta guiarte, aunque no tienes la seguridad de que vas a llegar.
  4. Una vez planteado el objetivo inicialmente detectas que la gente Te guía de manera contradictoria, te crea confusión, te sientes mal, llegas a una meta que no era la que deseabas.
La alumna con los ojos tapados debía seguir el camino previamente memorizado
A veces las influencias externas cambian tu camino
Alumnos del Máster de Enfermería

Buenas prácticas para el día a día:

  1. Marca objetivos y definir estrategias —necesitamos metas—.
  2. Supervisar la consecución de objetivos.
  3. El fracaso no existe: sólo existen los resultados y el aprendizaje.

10 pasos para convertirse en una persona positiva:

  1. No critiques a alguien que no está presente.
  2. No te quejes: el mundo es neutro por naturaleza.
  3. Corrige tu pensamiento negativo. Afortunadamente… (tras una experiencia negativa).
  4. Defínete en positivo.
  5. Sé más consciente de cuando te ríes: la sonrisa es positiva.
  6. Esfuérzate para que digan de ti que eres una persona positiva.
  7. Rodéate de cosas que te hagan sentir bien.
  8. Céntrate en la solución y no el problema.
  9. No veas tantos “informativos” ni “periódicos”.
  10. Júntate con gente positiva y evita a gente que no cumpla la mayoría de estos puntos.
Los alumnos no perdieron la atención ni un momento
¿Has sonreido? ¡Objetivo cumplido!

Fernando, gracias, mil gracias por estar este viernes con los alumnos del Máster de Enfermería de Urgencias, Emergencias y Catástrofes. Como te decía al presentarte, no eras amigo nuestro porque aún no te conocíamos. Ahora ya lo eres, y como en el libro El Principito de Antoine de Saint-Exupéry (recuerda a la rosa y el zorro) cuando te haces amigo de alguien, adquieres responsabilidades sobre esa persona. Te esperamos en  la próxima sesión.

Dr. Jose Vte Carmona Simarro

¿Quieres ser tú la rosa?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Resolver: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.