Cuidar. Crecer como persona

En el día de ayer, 23 de noviembre, fue presentado el libro escrito por nuestro profesor Emilio García-Sánchez y que lleva por titulo Despertar la compasión. El cuidado ético de los enfermos graves.

Dª Victoria Espinar, Dª Alicia López Castellano, D.Vicente Bellver, D. Emilio García Sánchez

La presentación del libro contó con los ponentes Dª Alicia López Castellano, Decana de la Facultad de Ciencias de la Salud, D Vicente Bellver, Catedrático de Filosofía del Derecho por la Universidad de Valencia y Dª Victoria Espinar, Médico Especializado en Cuidados Paliativos del Hospital Dr Moliner.

Siguiendo el prólogo escrito por el Dr Gonzalo Herranz, “el libro es un intenso alegato en favor del valor ético de la compasión rectamente entendida”. La compasión “necesita ser cultivada de modo especial en este tiempo nuestro, tan saturados de infortunios y tragedias humanas, pues de no hacerlo, correríamos el riesgo de volvernos indiferentes al sufrimiento de los demás”.

La compasión se define como sentimiento de pena, de ternura y de identificación ante los males de alguien. La compasión ante una persona que sufre va mas allá del sentimiento, entendiendo como sentimiento la reacción espontánea que nos produce el ver a una persona sufrir. La auténtica compasión ante una persona con una enfermedad grave consiste en identificarse con él, en compartir su sufrimiento.

D. Emilio García-Sánchez. Autor del libro

Para compartir e identificarse con el sufrimiento del otro nuestros ojos y corazón tiene que estar orientados al otro, mirar al otro, ponerse en el lugar del otro, es decir es necesario salir de uno mismo, de los avatares propios de la vida, de las preocupaciones personales, laborales ….

Como escribe D Vicente Bellver “El compromiso por el cuidado del enfermo solo puede surgir del amor que tiene el poder de relativizar los intereses propios ante el bien del que sufre” Cuando se da amor siempre se manifiesta lo mejor de uno mismo; cuidar es  amar y siempre que se ama no solo damos lo mejor de nosotros mismos si no que recibimos lo mejor del otro. La relación entre el paciente con una enfermedad grave y su cuidador se convierte en una relación simbiótica, ambos crecen como personas.

Qué maravilla de profesión es la enfermería que todos los días tenemos la oportunidad de cuidar al paciente. Nuestra profesión solo puede dar las gracias a los pacientes por la confianza que depositan en nosotros, por que gracias a ellos somos mejores personas cada día.

Recomiendo la lectura de este libro ya que nos ayuda a reflexionar sobre el sentido de nuestra profesión y muestra con gran claridad la importancia de los cuidados paliativos en pacientes con enfermedades graves.

 

 

 

1 Comentario

  1. Enhorabuena Emilio!! Es un libro lleno de esencia fundamental para el desarrollo de nuestra profesión y útil en la practica diaria. Como comentó el profesor Vicente Bellver la Bioética está en buenas manos.
    Un abrazo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Resolver: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.