AGUA, POLVO DENTÍFRICO DE BOTOT

FRANÇOIS MARIE BOTOT (S.XVIII)
José María de Jaime Lorén (2010)

Datos biográficos
François Botot era médico del rey de Francia Luis XV para quien preparó en 1755 su famoso enjuague para higiene bucal conocido como Agua de Botot, que fue aprobado por la Sociedad Real de Medicina de París en 1783, recibiendo por tal motivo y poco antes del inicio de la Revolución Francesa el Privilegio General de Luis XVI.

Esta primera Agua de Botot estaba hecho con clavo de olor, canela y aceite de menta, era de gran valor para el cuidado de la boca y se usaba friccionando directamente sobre encías y dientes, consiguiendo de esta forma frenar el escorbuto.

Heredó la propiedad de la fórmula François Julien Botot Edme, sobrino de François, abogado y secretario de la Revolución. Aunque la explotación de la fórmula le permitía estar libre de preocupaciones financieras, sus ambiciones políticas le llevaron a vender sus derechos sobre el famoso elixir a su hermana Marie Sophie y a su esposo Jean Charles Haudouard, abogado del Parlamento de París, el 27 de noviembre de 1789.

Ignoramos lo que fue del inventor de este preparado, sól que su sobrino François Julien en 1790 entró en la lista de abogados del Tribunal de Apelación de París, y en agosto de 1792 fue elegido uno de los siete directores de la Junta del Tribunal Especial para juzgar los crímenes de los sucesos del 10 de agosto anterior. Acusado de abusar de su posición para promover la absolución de Mr. Montmorin, gobernador de Fontainebleau, fue detenido en septiembre del mismo año y encarcelado en una abadía, de la que escapó antes de ser asesinado.

Agua de Botot
Históricamente en Agua de Botot es el producto más antiguo de higiene oral vendido en Francia. Fue creado especialmente para Luis XV por su médico François Marie Botot, la patente del producto la heredó su sobrino Françoise Julien Botot Edme que luego vendió a su hermana Marie Sophie cuya firma aparece desde entonces en las etiquetas de todos los productos hasta hoy, junto al lema “Fides cui vacio”. La propiedad hoy corresponde a Cavaillès Rogé.
Se trata de un enjuague bucal del cual Alberto Labarlétrier cita nada menos que cuatro fórmulas diferentes que, a su vez, toma de Piesse. Vamos con la primera fórmula:

  •  Anís verde, 30 gr.
  •  Clavo, 8 gr.
  •  Canela, 8 gr.
  •  Aguardiente, 875 gr.
  •  Esencia de menta, 1/5 gr

Se deja en infusión durante ocho días, se filtra, se añaden 4 gramos de tintura de ámbar y se tiñe con la cochinilla. Segunda formula:

  •  Anís verde, 64 gr.
  •  Canela de Ceilán, 16 gr.
  •  Clavo, 1 gr.
  •  Cochinilla, 4 gr.

Se machaca todo, se pone en infusión en 2.000 gramos de alcohol de 80º. Después de pasados 15 días se añaden 4 gramos de esencia de mental y se filtra. Tercera:

  •  Clavo, 50 gr.
  •  Canela, 50 gr.
  •  Anís estrellado, 50 gr.
  •  Cochinilla, 25 gr.
  •  Crémor tártaro, 25 gr.
  •  Esencia de menta, 25 gr.
  •  Alcohol a 80º, 8.000 gr.

Tras machacar bien todos ingredientes y moler la cochinilla con el crémor, se pone en infusión durante ocho días. Y cuarta:

 

  •  Anís verde, 64 gr.
  •  Canela, 16 gr.
  •  Clavo, 50 gr.
  •  Piretre o Camomilla, 4 gr.
  •  Crémor tártaro, 5 gr.
  •  Benjuí, 2 gr.
  •  Esencia de menta, 4 gr.
  •  Alcohol de 80 º, 2.000 gr.

Se trituran los ingredientes y se pone en infusión durante ocho días después de reducir a polvo el crémor tártaro, la cochinilla y el benjuí. Esta fórmula se pone ligeramente blanca cuando se mete en el agua. El benjuí puede reemplazarse con ventaja por la mirra.

Existe también la fórmula del Agua dentífrica de Botot de los doctores Pierre y Jackson. Es la siguiente:

 

  •  Tintura de clavo de olor, 1 gr.
  •  Esencia de menta, 5 gr.
  •  Esencia de canela, 1 gr.
  •  Esencia de anís, 2 gr.
  •  Tintura de mirra, 10 gr.
  •  Agua de rosas, 30 gr.
  •  Crémor tártaro, 1 gr.
  •  Alcohol de 96º, 500 cc.

Se diluyen las esencias y tinturas en el alcohol agitando hasta que sea una mezcla homogénea; agregar el agua de rosas y repetir la operación. Agregar el crémor tártaro y dejar reposar esta mezcla durante dos semanas, agitando de cuando en cuando.

Se filtra cuidadosamente y se guarda en un envase apropiado. Para usar esta agua dentífrica, se disuelve media cucharadita en un vaso de agua tibia y se usa esta mezcla para hacer buches y gárgaras. Se recomienda usarla dos veces por día, preferentemente después de las comidas.

 

Polvo dentífrico de Botot
La pulverización es una de las operaciones más frecuentes en la práctica farmacéutica. En general con el nombre de polvos se designan aquellas sustancias que, convenientemente trituradas por procedimientos diversos, sirven para la confección de muchos medicamentos, o se aplican al exterior directamente en esta forma, como por ejemplo polvos para el cutis, polvos dentífricos o polvos parasiticidas.

Se trata de un dentífrico en polvo comercializado por el mismo laboratorio, en cuya composición destacaba la presencia de quinquina.

Bibliografía


LARBALÉTRIER, A. (1900): Tratado práctico de jabonería y perfumería. Manual razonado del tocador. Ed. 2009, 208-210. Valladolid.

José María de Jaime Lorén
Universidad Cardenal Herrera-CEU (Moncada, Valencia)
(Agosto, 2010)

Descargar Epónimo Científico François Marie Botot