TINTURA DE ORO DE LAMOTTE

LAMOTTE-FOUQUÉ, HENRI AUGUST, BARÓN DE LAMOTTE  (1698-1774)
José María de Jaime Lorén (2010)


Datos biográficos
Sus padres eran protestantes franceses que se habían refugiado en los Países Bajos tras la revocación del edicto de Nantes. El joven Enrique ingresó en el ejército prusiano del que pasó al danés, hasta que el emperador alemán Federico II le dio el mando de un regimiento. Se distinguió en las campañas de Silesia, ascendiendo luego a teniente general. Tomó parte también en la guerra de los Siete Años, señalándose por su valor y pericia en la batalla de Praga.

En 1759, después de una resistencia desesperada y de haber recibido numerosas heridas, fue hecho prisionero en Landshut, no recobrando la libertad hasta el final de la guerra.

Dejó unas interesantes “Memorias” que fueron publicadas simultáneamente en francés y alemán, en Berlín en 1788. Tal vez en las mismas pudiese figurar su fórmula de la tintura de oro.

Tintura de oro de Lamotte
Louis Bernard Guyton de Morveau, Durande y Huges Maret, citan la tintura de oro de Lamotte de la forma que sigue: “Las gotas del General La Motte no tienen otro principio colorante que el oro, y así tiñen de color violeta los dedos y otras materias animales como el marfil; en esta operación el oro precipitado por el carbonato de potasa, es disuelto por el ácido nitroso; se mezcla seguidamente esta disolución con diez y seis veces tanto alcohol de vino; la destilación da gotas blancas que no contienen oro, lo que queda en la retorta forma verdaderas gotas de oro, que contienen tan corta cantidad de este metal, que el Autor según el cálculo de Baumé, con veinte y cuatro libras de gasto, vende botellas de licor por 3.264 libras; con todo estas gotas no tienen otras propiedades que las de las substancias que se echan para disolver el oro; en una palabra, tienen las virtudes del alcohol nítrico unido a un poco de ether nitroso.

El ether disuelve fácilmente el muriate de mercurio corrosivo, pero no tiene acción alguna sobre el de mercurio dulce, ni sobre la tierra de este metal reducida al estado de óxide y saturada de ayre. MM. De Lassone y Cadet llegaron a formar un ether mercurial, pero se han contentado con remitir el procedimiento en un pliego cerrado a la Academia Real de Ciencias. M. Navier que ha hecho muchas tentativas sobre los óxides de mercurio, no pudo disolverle, sino en tanto que el ether conservaba un exceso de Tácido.

El ether disuelve muy bien los betunes, a los que se parece mucho, pues el naphta o petróleo blanco tiene casi todas sus propiedades.

Se obtiene una hermosa tintura de succino, haciendo digerir este betún con el carbonato de potasa en el primer producto de la destilación del alcohol de vino y del ácido sulfúrico, y destilando seguidamente esta mezcla, se vuelve a pasar sobre el succino, y el álcali que dio en la primera operación, y por este medio adquiere un hermoso color de ámbar; este es el ether succínico de M. Macquer, que encarga tanto contra los accidentes nerviosos”.

Bibliografía

ANÓNIMO (1988): Lamotte-Fouqué (Enrique Augusto, barón de). Enciclopedia Universal Ilustrada EuropeoAmericana, 29, 445. Madrid, Espasa-Calpe.

GUYTON DE MORVEAU, L.B.; DURANDE ; MARET, H. (1788): Elementos de química teórica y práctica, puestos en un nuevo orden después de los más modernos descubrimientos, 514-515. Madrid.

José María de Jaime Lorén
Universidad Cardenal Herrera-CEU (Moncada, Valencia)
(Julio, 2010)

Descargar Epónimo Científico Barón de Lamotte