Actividades

Jaime Sancho comparte la historia, la leyenda y los secretos del Santo Cáliz de Valencia con alumnos y profesores de la CEU-UCH

1

  • La conferencia del canónigo de la Catedral y celador del culto del Santo Cáliz ha sido impulsada por el Servicio de Pastoral de la CEU-UCH con motivo de la celebración del Año Eucarístico del Santo Cáliz 
  • “La aprobación del Jubileo es un reconocimiento del Papa al Santo Cáliz de Valencia”

El canónigo de la Catedral de Valencia y celador del culto del Santo Cáliz, Jaime Sancho, ha participado en el ciclo Dies Academicus de la Universidad CEU Cardenal Herrera con la conferencia “El Santo Cáliz de Valencia. Historia, leyenda y culto del Santo Grial” . Profesores y alumnos de la CEU-UCH han asistido a esta actividad, organizada desde el Servicio de Pastoral, coincidiendo con la celebración del Año Eucarístico del Santo Cáliz.

En su intervención en la CEU-UCH, Jaime Sancho, ha destacado que “el milagro del Santo Cáliz de Valencia es su conservación”. En su intervención, el profesor Sancho ha recordado cómo llegó hasta la Catedral de Valencia. “Era una reliquia más de la Pasión, pero fue a partir de 1960 cuando el arzobispo Olaechea encargó al arqueólogo Beltrán, de Zaragoza, un estudio y la sorpresa fue que la copa superior es anterior a Jesucristo. En tiempo de Jesús ya era una antigüedad. Arqueológicamente es una pieza única, solo hay una semejante en el British Museum. Una copa alejandrina, costosísima, muy frágil, que el milagro es que se conservara los primeros 1.000 años. Que haya llegado a nosotros indica un cuidado muy grande por conservarla, porque por si misma se podía haber perdido mil veces o haberse roto”.

2

El canónigo de la Catedral ha explicado cómo “una investigadora alemana afirmó que si se había conservado el Cáliz de la Última Cena, solo podía ser el de Valencia” ya que se trata del único que reúne las condiciones, la verosimilitud, para que lo sea.

“Las personas se asombran de que sea una copa tan preciosa. Hay una visión catequética de que Jesús cogió un vaso de arcilla y eso es imposible en aquel tiempo. Los vasos de arcilla eran impuros. Jesús no tenía ninguna copa, ni rica ni pobre, él no tenía nada. Jesús quiso celebrar la Última Cena en un lugar “decoroso”, era un piso alto. Podíamos decir que era un lugar de una familia “burguesa”, comerciantes… Y la familia le pondría delante para una copa de bendición, que era algo muy especial, la Copa de la Familia, un vaso perfectamente identificable”, ha señalado.

3

Jaime Sancho ha hablado de la documentación histórica que relaciona esta Copa con Jesucristo, documentación y archivos, todo esto hace que exista una verosimilitud muy importante, cosa que no comparten otros que han sido retirados del culto y convertidos en piezas de Museo. El profesor y celador del culto del Santo Cáliz también ha recordado el reconocimiento por parte de San Juan Pablo II y Benedicto XVI, que decidieron celebrar la misa con este Cáliz.

“SI HOY DÍA BUSCAMOS EN INTERNET, SANTO CÁLIZ O SANTO GRIAL, APARECE EL DE VALENCIA. ES EL REFERENTE”

El año pasado, en la Catedral tuvimos más de 220.000 visitantes controlados, que escuchan la explicación, y todas las personas que nos visitan vienen preguntando por el Santo Cáliz”, ha destacado.

El Año del Cáliz de la Misericordia

4

“La aprobación del Jubileo es también un reconocimiento del Papa al Santo Cáliz de Valencia” ha señalado Jaime Sancho. El canónigo de la Catedral de Valencia ha recordado que esta celebración fue una iniciativa del anterior arzobispo Carlos Osoro, poco tiempo antes de que lo trasladaran a Madrid, que encontró acogida en la Santa Sede, “también con el apoyo del cardenal Cañizares. La finalidad era dar a conocer el Santo Cáliz con su mensaje. Por eso, coincidiendo con el Año de la Misericordia el cardenal Cañizares ha querido llamarlo el Año del Cáliz de la Misericordia. Una idea personal de D. Antonio muy acertada. El mensaje es ese, que la última Cena fue un hecho histórico real, tan real como esa copa de piedra. Además de su relación con el sacrificio de Jesucristo, con la Pasión, con la Eucaristía de todos los días… tiene un mensaje ecuménico, porque todos los cristianos celebran la Eucaristía, todos tienen como referente la Última Cena. El Cáliz tiene un significado de pureza, de verdad…que es compatible con todas las religiones”.

“YO INVITARÍA A TODOS A VISITAR LA CATEDRAL, A ESTAR ALLÍ EN LA CAPILLA EN ORACIÓN, A PEREGRINAR…”

Precisamente, el próximo sábado 27 de febrero, el Servicio de Pastoral de la CEU-UCH, con motivo de la celebración de este Año de la Misericordia, ha organizado una peregrinación a la Catedral de Valencia. La rectora de la CEU-UCH, Rosa Visiedo, encabezará la peregrinación junto al capellán mayor de la Universidad, José Francisco Castelló, desde la capilla del Palacio Colomina CEU hacia la Puerta Santa en la Catedral de Valencia.

Homenaje a Jaime Sancho, en la Facultad de Teología

Jaime Sancho es Doctor en Teología. Catedrático emérito de la Facultad de Teología “San Vicente Ferrer” de Valencia, ha sido profesor de la Facultad de Teología desde su fundación, en 1975. Es canónigo celador del culto del Santo Cáliz de la Catedral y conservador del patrimonio artístico de la Seo.  Además, es presidente de las comisiones diocesanas de Liturgia y Patrimonio Histórico-Artístico. Miembro del consejo diocesano de pastoral y también imparte clases en el Instituto Superior de Ciencias Religiosas.

En la tarde de ayer la Facultad de Teología acogió un homenaje al trabajo de más de 40 años del profesor Sancho, con la presentación de un libro que ha sido escrito con motivo de su paso a la condición de catedrático emérito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Resolver * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.