El Ministerio de Educación aprueba el Real Decreto que permite implantar grados de tres años

En el proceso de adaptación de los sistemas de educación superior europeos a Bolonia, la mayor parte de los países adoptaron una estructura flexible mediante la cual las titulaciones de Grado pueden tener entre 180 y 240 créditos y las de Máster entre 60 y 120 créditos. Por tanto, en la mayoría de los países europeos conviven grados de tres, cuatro y más años de duración, y másteres de uno y dos años.

Por el contrario, España adoptó un sistema rígido, según el cual los grados, generalmente, tienen 240 créditos, y los másteres, salvo excepciones, 60. Esto supone habitualmente cuatro años de Grado y uno de Máster.

Con la aprobación de este nuevo Real Decreto, por el que se modifica el Real Decreto 1393/2007, de 29 de octubre, que establece la ordenación de las enseñanzas universitarias oficiales, así como el Real Decreto 99/2011, de 28 de enero, por el que se regulan las enseñanzas oficiales de doctorado, las universidades pueden decidir qué grados se reducen a 180 créditos, estableciendo las combinaciones Grado-Máster más idóneas para cada título y asignándoles el número de créditos ECTS más adecuado.

Consulta el Real Decreto completo en el BOE